Buscar

12 TIPs del mundo de la corrida

Actualizado: 15 de may de 2019


Foto: Freepik.com

Dentre los deportes, el running es la modalidad que ven ganando el mayor número de participantes. Eso no ocurre sólo por la facilidad de la práctica, pero debido a los beneficios que la práctica trae, como la mejora del sistema cardiorespiratorio, prevención de enfermedades, reducción del estrés, aumento de la autoestima, mejora de la calidad del sueño entre otros positivos que serán detalladamente que se discute en este blog.


Pensando en ellos, seleccionamos 10 tips importantes que pueden ayudarle en el mundo del running:


1) El primer paso es consultar a un médico para que evalúe tu estado de salud. Esta evaluación descartará cualquier problema que pueda ocurrir durante o después de la práctica. Las enfermedades del corazón son normalmente "silenciosas".


2) Elija a un evento de carrera que te motive;


3) Tener horario de entrenamiento para seguir el plan y respetarlo;


4) La elección del lugar de acuerdo con el objetivo y propuesta del entrenamiento del día (parques con o sin subidas, calles con mínimo de transito para que pares tanto a aguardar los autos);


5) Usa ropa cómoda y adecuada para la práctica! Dale siempre preferencia para telas deportivas, pues además de más ligeros y cómodos, permiten el cambio de calor con el ambiente, absorción de sudor y no restringen los movimientos corporales. Si va a entrenar la noche, las ropas reflectoras son fundamentales para ayudar en la visualización.


6) Ocupa a zapatillas de running. Las consecuencias de no usar un par de zapatillas adecuado va desde burbujas y callos hasta lesiones más serias. Además, zapatillas propias para running son más cómodas, tienen mayor durabilidad, ventilación y un buen sistema de amortiguación que ayuda a minimizar el impacto del peso del cuerpo con el suelo.


7) Tener en el puño un reloj digital es fundamental;


8) Hidratar es más que matar la sed! Ingerir líquidos antes, durante y después del entrenamiento es una práctica fundamental. Cuando nos ejercitamos, la temperatura del cuerpo aumenta y empezamos a sudar para eliminar el calor. Así perdemos líquidos y sales minerales fundamentales y, si no hay reposición el cuerpo quedará malo. La deshidratación causa fatiga, sobrecalentamiento, disminución de la fuerza muscular, aumento del riesgo de calambres e hipertermia;


9)  Nunca haga tus entrenamientos en ayuno.


10) Nunca empiezas tu entrenamiento sin calentamiento.

9 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo